lunes, 2 de enero de 2012

el columpio

te abrazo...

árbol que te aferras a la tierra.

Trenzados y porosos dedos son mis cuerdas,

te abrazo...

desde tu firmeza y seguridad me columpio cada mañana,

y te abrazo... a veces insegura,

otras, con ese sosiego que dá,

estar casi de vuelta de TODO.


2 comentarios:

  1. Y asi cuando estás de vuelta de Todo se ven más seguro y más claro el camino.
    Un beso.

    ResponderEliminar